miércoles, 2 de enero de 2013

SEIS PROPOSITOS QUE PUEDEN CAMBIAR TÚ VIDA


La manera en la que pensamos, hablamos, sentimos y actuamos determina quién somos. Si tu meta en este año es cambiar, te presentamos 6 consejos que te ayudarán a renovar y reformar tu vida.

1. Seré responsable de mi mente y lo que en ella entra.
- “No voy a creer en algo simplemente porque lo he escuchado, aún cuando eso mismo haya sido dicho por muchos. No voy a creer en algo simplemente por la autoridad de quien lo ha dicho, así sean mis maestros o mis mayores. Pero después de observar y analizar, cuando sepa por mi mismo que algo, si es llevado a la práctica, conduce a mi bienestar y el de los demás, entonces lo aceptaré y viviré de acuerdo a ello”
- Puede que no puedas evitar que ciertos pensamientos aparezcan en tu mente (envidia, deseo, celos), pero siempre puedes hacerte cargo de no actuar en consecuencia.

2. Seré responsable de mis palabras y lo que ellas producen.
- Antes de hablar, reflexiona si lo que tienes que decir es verdad, es amable, es de ayuda y que intención tienes al decirlo.
- Incluso aplica esto a tus propios pensamientos antes de dejarlos vivir en tu mente.
- También deberíamos pensar en devolverle el valor a la palabra - lo que digo lo hago
Se trata entonces de tomar responsabilidad sobre tu propia vida, de verificar todo por nosotros mismos.

3. Nunca combatiré el odio con más odio.
- El odio se combate con el no-odio por lo que me comprometo a no odiar.
- Al hablar del no-odio podemos referirnos al perdón, la compasión, la indiferencia, la distancia, la paciencia, etc. Cualquier sentimiento o acción que no represente odio o sus derivados como el resentimiento o el rencor.

4. Me haré cargo de mí mismo y no de los demás.
- “No me voy a concentrar en las faltas de los demás o en lo que han hecho o dejado de hacer. En lugar de eso, me voy a ocupar de revisar mis propias faltas y aquellas cosas que hago y que dejo de hacer”.

5. Como se quién soy, no me dejaré mover ni por las alabanzas ni por la culpa.
- No somos tan buenos como los que nos alaban creen, ni tan malos como los que nos culpan aseguran.
- Hay quien te dice “Eres de oro” o quien te acusa que “enseñaste el cobre”. No eres de sólo de oro, no eres sólo de cobre, eres de diferentes aleaciones que te hacen fuerte, pero resistente.

6. Voy a agradecer más y a pedir menos
- Porque si agradeces entras en una mentalidad de abundancia, ya que para agradecer debes reconocer lo que tienes.
- Quien sólo pide tiene una mentalidad de escasez, porque se concentra en lo que le falta.
- Agradece por lo que tienes, por lo que sabes.. por lo que no has perdido aún.
- Reemplaza gratitud por quejas o reproches...
 
FELIZ 2013, RECUERDA A ESTA VIDA VENIMOS A SER FELICES.

1 comentario:

  1. Igualmente para ti,
    buen fin de semana y feliz año.
    saludos.

    ResponderEliminar

GRACIAS POR DEJAR TU COMENTARIO, ES VALIOSO PARA MI SABER TU OPINION..